lunes, 18 de febrero de 2008

En pleno ataque wombat

Queridas mias, queridos mios, querid@s tod@s... me hallo inmersa en un ataque wombat de los que hacen historia. Antes de nada, explicaros que un ataque wombat es aquel estado en el que me hallo inmersa cuando me pongo a limpiar algo a fondo y, por si fuera poco, de manera sopresiva.- Notese el paralelismo con los wombat, normalmente no se mueven pero si es necesario son la leche (ese es mi caso, normalmente no limpio muy a fondo, pero si me da el punto ¡salvese quien pueda! y si, derrotaría al mismísimo Chuck Norris) Mirad los dos enlaces que son distintos.-

Todo empezó en enero de este año; tuve una semana de vacaciones. Cualquier persona medianamente normal se habria dedicado a pasear, irse de rebajas, y estar mas tiempo por la calle que en su casa. Pero, querid@s mi@s ¡Yo NO soy una persona normal!

Empecé con una dosis pequeña: Que si limpiar un poquito, que si ordenar otro poquito, que si aparecen algunas cosas por aquí, que si ya que hemos empezado a ver de aprovechar el espacio que no lo vamos a dejar medias... y ahora ¡no me puedo desenganchar!
He sacado brillo a cuanto azulejo en situacion de limpiarse habia a mi alcance, he reordenado habitaciones, la cocina ¡entera!, armarios, cajones, mesas, cuadros, espejos, mi despacho, mi ordenador del trabajo, he liado al enfermeroman para que me ayude y a pesar de estar agotada disfruto con la idea de la ingente labor que aun me queda por delante...

¿Es esto normal, doctor?

7 comentarios:

enfermeroman dijo...

Normal..no, desde luego.

Y claro que me has liado. Lo que no sabía es que era sólo el principio. ¡Y luego me dices que no haga más agujeros en casa!

Pimkie dijo...

Es normal que disfrutes con la idea de cómo está quedando todo, más limpio que mi hoja de servicios. Lo que ya no es tan normal es que disfrutes pensando lo que te queda todavía por delante... Yo que tú, me lo haría mirar.

Yo dijo...

Hombre... no soy médico pero muy normal no me parece xD... Estoy con Pimkie, míratelo, pero antes date una vueltecita por mi casa... jajajaja

Toxcatl dijo...

Enfermeroman... ya has visto que cada vez que esos agujeros son para mejorar nuestro confort claudico.-

Pimkie, tia, para mi es como una droga o casi. Si, me lo haré mirar pero primero tendré que terminar ¿no?

Yo, no creo que de verdad quieras que me pase por tu casa; guardo tan bien las cosas qeu las escondo y además, verídico, la decoracion en mi casa dura máximo quince dias luego la vuelvo a cambiar de sitio.-

En cualquier caso, una vez haya terminado (que no será pronto por qeu la mierda es mucha) me puedo ir de ronda donde me digais. Pido poco: alojamiento, comida y que me pueda llevar al enfermero.- Ah, y solo atiendo en fines de semana.-

la bruja vaska dijo...

Pues yo soy de las tuyas!!! Mi marido me dice que es una enfermedad por que me gusta limpiar y el orden. Dice que lo llevo al extremo, que soy demasiado pero yo prefiero ordenar y limpiar, me gusta. Soy capaz de hacerlo a cualquier hora del dia. Se cuando ha limpiado alguien por como dejan las figuras de la sala o como ha movido las cosas. Si yo tambien pertenezco al mundo de los "raros" y me encanta!!!!

Besos

Toxcatl dijo...

¡alguien que me entiende en mis momentos de ataque wombat!!

Lucía dijo...

Yo no creo que sea muy normal, pero si quieres venir unos días a casa lo estudiamos,jeje.